Artículos

Derechos de los Niños

c derechos nino1

DERECHOS DE LOS NIÑOS UN TEMA PARA CHICOS Y GRANDES.

 

"Soy chico, y como todas las personas... tengo derechos".

 

Decimos que tenemos derecho o derechos cuando podemos hacer cosas que nadie nos puede prohibir.

Los tenemos por el mero hecho de ser personas, por haber nacido, y están garantizados por las leyes. Por eso decimos que “no hay derecho” cuando algo es injusto, cuando nos han hecho algo que no nos merecemos. Todos los seres humanos, también los mayores de edad, tienen derecho.

Los más importantes son los derechos humanos, también llamados derechos fundamentales. Algunos de ellos son: el derecho a la vida, a no ser torturado, a la libertad de expresión, o el derecho a ser respetado y a no ser rechazado por motivos de sexo, de raza, de edad, de religión o de lugar de nacimiento. Se llaman derechos humanos porque son para todas las personas, tanto mujeres como hombres, Independientemente de dónde hayan nacido o de dónde vivan. Aunque, por desgracia, hay países donde no se respetan tanto como en otros, como ocurre en los que hay dictaduras.

 

c derechos nino2La explotación infantil.

 A lo largo de la historia muchos niños han sido obligados a trabajar duramente. En Inglaterra, por ejemplo, durante la Revolución Industrial algunos menores trabajaban hasta 16 horas diarias en condiciones incluso peligrosas. Durante el siglo XX, la lucha por la defensa de los derechos del niño llevó a numerosos países a adoptar leyes que protegieran su bienestar y su educación, aunque todavía hoy, por desgracia, los menores de edad son explotados y forzados a trabajar en muchos países pobres. Poder estudiar es un gran privilegio si se compara con épocas anteriores.

 

 

 

 

Ahora compartiremos una hermosa poesia

 

El clamor de los niños

 Son los niños la esperanza de este mundo en que vivimos,

y con clamor conmovidos, presentamos la enseñanza.

Vemos que al nacer un niño se llena el hogar de gozo,

el cuadro resulta hermoso de ternura y de cariño.

 

Verles crecer siempre sanos, vestidos y con sustento,

verles reír de contentos llevando un libro en sus manos.

Verles así es precioso y luchar es un deber,

porque el niño por doquier, viva una vida dichosa.

 

Más, es pura realidad que miles de niños mueren,

porque los mismos no tienen del hombre la caridad.

Enfermos y desnutridos y con muchos males más,

en el campo y la ciudad hoy niños viven perdidos.

 

Hacer a un niño vicioso de las drogas y el licor

es carecer de pudor, es horrible, bochornoso.

Es un deber, un reclamo darle al niño protección,

y con todo el corazón extenderle nuestra mano.

 

Cuidar de su educación y su vida espiritual

será un rico manantial brotando en su corazón.

Hoy rogamos al Señor que por los niños velemos,

sin descanso les demos muestras de profundo amor.

 

Y que oigamos el clamor de todo niño que gime.

Dios reprenda al que lo oprime y bendiga al protector.

 

Gilberto.F. Orta

Fuentes: Enciclopedia Infantil, Encarta- Caminando Con Jesús-Ruth Lucero-all right reserved-

 

 

 

.